Noticias

NEURALGIA DEL TRIGÉMINO

Neuralgia del trigémino

La neuralgia del trigémino es un trastorno común del nervio trigémino, que inerva y transmite las sensaciones al cerebro principalmente de la articulación temporomandibular, mentón, dientes y parte del cráneo.

Esta neuralgia produce principalmente dolor de carácter crónico prolongado y recurrente en la zona inervada por este nervio.

Las causas en la mayor parte de las neuralgias son desconocidas, aunque a veces algunos casos pueden ser debido a una compresión de este nervio o como secundaria a una esclerosis múltiple.

Síntomas de la neuralgia del trigémino:

  • Dolor punzante que puede notarse como una descarga eléctrica.
  • El dolor suele atacar a un solo lado de la cara a la vez, aunque a veces puede afectar a los dos lados del rostro.
  • El dolor por neuralgia del trigémino tiene un patrón de carácter espasmódico y que suele empezar con sensación de dolor.
  • Dolor enfocado en un punto concreto o diseminado en una zona del rostro más amplio.
  • Los ataques van siendo mas frecuentes con el paso del tiempo.

El tratamiento va a comenzar con medicamentos con la intención de bloquear la señal dolorosa hacia el cerebro, los medicamentos mas frecuentes son los anticonvulsivos, antiespasmódicos o inyecciones de botox. Si la medicación no obtiene resultado se puede valorar la cirugía mediante distintos procedimientos como son la descompresión microvascular, la radiocirugía estereotáctica del cerebro o la inyección de glicerol.

Fisioterapia: neuralgia del trigémino

El tratamiento de fisioterapia tiene como objetivo principal el ayudar a disminuir el dolor así como la frecuencia de los ataques dolorosos.

Vamos a utilizar distintas técnicas como pueden ser:

  • Terapia manual para la corrección de disfunciones cervicales o temporomandibular o para la movilización del nervio trigémino.
  • Acupuntura, reduce el dolor a nivel local
  • Electroterapia: Corrientes analgésicas tipo TENS para el tratamiento del dolor neuropático.
  • Programa de ejercicios con el objetivo de restablecer el control motor mandibular.